5 oasis en la planta 10 de Endesa

Hay quien dice que la vida es como un desierto. Que comienzas su camino cargado de víveres y protección y que, a medida que avanzas, vas perdiendo esa ventaja hasta casi quedarte solo. Que es la experiencia la única que te puede hacer sobrevivir. El aprender a sacar “agua de las piedras”. Y que, si sigues tu camino aprendiendo a cada paso, llega un día en que disfrutas tanto del paisaje como de la ausencia de equipaje.

Sigue leyendo